pymes

¿El Estado te debe dinero? Te asesoramos sobre los contratos

Si eres contratista, tienes una empresa y haces trabajos o servicios para tu cliente estatal, podrás percibir una indemnización.

Según la ley 30/2007, que especifica los contratos con el sector público, si el ente estatal se demora en abonarte lo estipulado, deberá repararte con el 10% del coste de tu inversión, según un artículo del diario ABC.

Esta ley, que puedes consultar aquí, regula los pagos de Contratos del Sector Público, así como las realizadas entre los contratistas principales y sus proveedores y subcontratistas.

Supongamos que una sociedad pública (como la de Alquiler) contrata tu empresa para hacer una obra, por ejemplo, construir. Tú subcontratas otra empresa especializada para proveer, en ese tiempo, determinado servicio. Si el plazo se extiende, el Estado deberá indemnizarte a ti y a la empresa subcontratada, siempre que el retraso se deba al deudor y no a tu compañía.

Según la ley, el plazo de pago que debería cumplirse es el siguiente:

a) Sesenta días después de la fecha de recepción de las mercancías o prestación de los servicios. Este plazo de pago no podrá ser ampliado por acuerdo entre las partes.

b) Si el deudor recibe la factura o la solicitud de pago equivalente antes que los bienes o servicios, sesenta días después de la entrega de los bienes o de la prestación de los servicios.

“Cuando el deudor incurra en mora, el acreedor tendrá derecho a reclamar al deudor una indemnización por todos los costes de cobro debidamente acreditados que haya sufrido a causa de la mora de éste. En la determinación de estos costes de cobro se aplicarán los principios de transparencia y proporcionalidad respecto a la deuda principal. La indemnización no podrá superar, en ningún caso, el 15 por ciento de la cuantía de la deuda, excepto en los casos en que la deuda no supere los 30.000 euros en los que el límite de la indemnización estará constituido por el importe de la deuda de que se trate”, señala la normativa.

Si tienes dudas sobre algún contrato que hayas firmado con alguna sociedad estatal, puedes recurrir a nuestros asesores.

Consigue crédito para tu pyme con una SGR

Con la crisis, muchos bancos han ajustado las condiciones para otorgar créditos y préstamos a pequeñas y medianas empresas.

Si tienes una pyme y no te dan crédito o ni siquiera puedes renovar líneas de préstamo que ya tenías, puedes buscar otra alternativa.

Te hablaremos de las Sociedades de Garantía Recíproca (SGR). Se trata de entidades financieras sin ánimo de lucro, supervisadas por el Banco de España.

Funcionan de esta forma: tienen algunos socios, como cajas de ahorro, cámaras de comercio, que proveen los fondos principales.

En el país hay 22 SGR y están agrupadas en la Confederación Española de Garantía Recíproca (CESGAR), que funciona como entidad coordinadora (CESGAR).

¿Para qué una SGR?

A través de ellas puedes obtener financiamiento que, por ejemplo, un banco no te otorga porque no cumples con los requisitos sobre garantías.

Algunas SGR hacen convenios con entidades de crédito. Eso permite a los socios de las SGR conseguir mejores condiciones de crédito, mejores plazos.

Las SGR están reguladas por una ley de 1994 y bajo la tutela del Banco de España.

¿Cómo pido financiamiento a una SGR?

Primero debes elegir una. Están divididas por sectores y comunidades (ejemplo, la SGR de Cataluña); opta por una que sea adecuada a la pyme que representas.

Luego, deberás presentar a la SGR la documentación y plantear para qué necesitas un crédito o aval. La SGR hará el análisis de viabilidad del proyecto. “La pyme debe ser admitida como socio partícipe y suscribir capital (al menos una acción) en proporción a los avales solicitados”, señalan en CESGAR.

Para la presentación de documentación y demás, o para la constitución gratuita de tu sociedad, puedes buscar asesoramiento con expertos de MAP & Asociados.

Entre tanto, aquí te dejamos una lista de las SGR autorizadas.

Empleos para discapacitados

Las personas con alguna discapacidad psíquica o física tendrán un turno diferenciado en la Oferta de Empleo Público de la administración general española.

Ayer se conoció esta oferta, que puedes consultar en tu ayuntamiento y, por primera vez, las personas con alguna incapacidad intelectual tendrán una oportunidad de acceder a un empleo público.

Aprovechamos esta noticia para contarte otros lugares donde puedes acudir para buscar trabajo, en caso de que estés en paro y tengas alguna discapacidad motriz o psíquica.

Antes, te contamos el marco jurídico que protege a los discapacitados: la ley 13/1982, de Integración Social de los Minusválidos (LISMI), más la ley 51/2003, de igualdad de oportunidades, accesibilidad universal de las personas con discapacidad (LIONDAU). Entre otros puntos, reservan un cupo de trabajo en empresas con fines productivos de más de 50 trabajadores.

Varias asociaciones ayudan a los discapacitados a encontrar empleo (foto gentileza Daquella manera)

Varias asociaciones ayudan a los discapacitados a encontrar empleo (foto gentileza Daquella manera)

Si tienes alguna discapacidad puedes acudir a los Centros Especiales de Empleo o bien asesorarte con alguna ONG como Discapnet.

La Fundación ONCE, por citar otra, se ocupa de ayudarte a encontrar trabajo y genera acuerdos con empresas.

Algo similar hace la Fundación Konecta. Y también puedes consultar este blog.

Si quieres saber más sobre tus derechos laborales como discapacitado, contáctate con MAP & Asociados para que te asesoremos.

Accidente laboral: casos en los que no estás cubierto

Para la legislación española, se presume que todos los accidentes o enfermedades profesionales que sufra el trabajador en su puesto de trabajo (o camino al trabajo) son, salvo prueba de lo contrario, resultados del trabajo.

Así, si trabajas en la construcción, te caes de un andamio y te rompes una pierna, la empresa responderá por ti. La legislación prevé este tema de los accidentes en la Ley General de la Seguridad Social y la Ley de Prevención de Riesgos Laborales.

Aquí veremos algunos casos en los que no estás cubierto por esta norma y, por tanto, no tienes derecho a reclamación.

1 Si vas camino a tu trabajo y te detienes, por ejemplo, a hacer unas compras en un súper, pero allí dentro resbalas y te rompes una vértebra. Si bien la ley cubre accidentes in itinere (camino habitual de casa al trabajo), no aplica si se producen interrupciones para ejercer tareas ajenas a tu empleo.

2.Si estás fraguando papeles o llevándote un ordenador de tu empleo y te caes por una escalera, tampoco te cubre. La normativa no aplica si estás cometiendo un delito doloso.

3.Si sufres un infarto o hemorragia cerebral que no es producto de tu trabajo. Este es más difícil de probar (para la empresa).

Otros casos

La ley no aplica para trabajos de función pública como policías, fuerzas militares aunque advierte que “inspirará la normativa específica que se dicte para regular la protección de la seguridad” para estos trabajadores.

Subcontratados: hay una figura jurídica que involucra, en caso de accidente laboral, a la empresa contratante y a la compañía contratista. Se llama responsabilidad solidaria. No obstante, hay jurisprudencia que entiende que la contratante no es responsable solidariamente si el trabajador subcontratado (o sea, empleado por la contratista) pertenece a una compañía de otro sector (por ejemplo, uno a la construcción y el otro a comercio).

Más datos que pueden interesarte

Empleados temporales: refiere a los contratados por empresa de trabajo temporal (ETT). Aquí te cubre la ley que regula las ETT. La empresa debe cumplir con las medidas de seguridad básicas. Si la empresa no ha realizado una evaluación de riesgos de tu puesto de trabajo, puedes denunciarla, ya que está cometiendo una infracción grave.

Embarazadas: la empresa debe cumplir con la normativa y para prevenir riesgo laboral, debe adaptar tu puesto o condiciones de trabajo a tu situación de gravidez. Si no resultara posible o, aunque lo adapten, las tareas pudieran repercutir en la salud de tu bebé, deben cambiarte de lugar o tarea.

Dónde puedes denunciar empresas que incumplen la normativa de seguridad y riesgos laborales: ante el ministerio de Trabajo. Inspección de Trabajo y Seguridad Social es el órgano de control. Si quieres consultar tu caso, escríbenos.

Spam telefónico: ¿puedo demandar al telemarketing?

Una modificación reciente a la ley de competencia desleal y publicidad permitirá defenderte más del insistente llamado de los telemarketers u operadores.

Si tienes una empresa, lee atentamente esta noticia para no incurrir en faltas graves para promocionar tu compañía.

Así, la modificación de la ley 29/2009 limita las llamadas del spam telefónico y permite al usuario oponerse y pedir que las empresas no lo llamen más para ofrecerle productos o servicios.

Además, la reglamentación obliga a las compañías a identificar el número desde donde llaman, así el usuario puede saber (de antemano) quién lo está llamando.

Con esta modificación se buscó proteger más a usuarios y consumidores de prácticas desleales.

Por ejemplo, se considera engaño o desleal la información falsa respecto del servicio de posventa o reclamaciones tras comprar un producto o servicio.

El telemarketing estára más limitado con la nueva norma (Gentileza Vlima-licencia CC)

El telemarketing estára más limitado con la nueva norma (Gentileza Vlima-licencia CC)

También, la norma modifica la definición de práctica agresiva, que es “todo comportamiento que teniendo en cuenta sus características y circunstancias, sea susceptible de mermar de manera significativa, mediante acoso, coacción, incluido el uso de la fuerza, o influencia indebida, la libertad de elección o conducta del destinatario en relación al bien o servicio y, por consiguiente, afecte o pueda afectar a su comportamiento económico.

Tú puedes accionar judicialmente si, por ejemplo, si alguien quiere venderte un producto y te asegura que tiene determinado sello de calidad y finalmente no lo tiene. Esto es considerado una práctica engañosa.

Aquí te dejamos la normativa reformada sobre competencia desleal y publicidad. Si quieres asesorarte para iniciar una demanda para proteger tus derechos de usuario y consumidor, consúltanos.

Marcas y patentes: ahora por internet

Quienes tengan un producto nuevo para vender y deseen registrarlo, o estén pensando en crear una empresa cuyo nombre comercial sea distinto a la registrada como sociedad, necesitarán de la inscripción de marcas y nombres comerciales.

La Oficina Española de Patentes y Marcas (OEPM) ha puesto en marcha su oficina virtual, para que todos los trámites relacionados con marcas, patentes y diseños industriales puedan iniciarse y seguirse por internet.

Así, puedes solicitar una marca o nombre comercial. También puedes renovar esta licencia de tu marca o nombre.

Ahora puedes hacer varios trámites de marcas por internet (Gentileza Freireke-Lic CC)

Ahora puedes hacer varios trámites de marcas por internet (Gentileza Freireke-Lic CC)

El mismo caso se aplica para registrar un diseño industrial.

En este viejo post te habíamos dado consejos para registrar tu propia marca. Si tienes dudas y quieres asesorarte por expertos, contáctanos.

Cómo obtener un microcrédito (y para qué)

Se trata de un crédito o ayuda financiera pequeña, destinada a ciudadanos cuyos ingresos no permiten acceder a un préstamo bancario general o a un crédito regular, por ejemplo.

El microcrédito está dirigido a jóvenes, desempleados o personas con ingresos bajos que desean, por ejemplo, poner en marcha una empresa o un autoempleo.

En general, son otorgados por las Cajas de Ahorros y consisten en préstamos individuales a tasas de interés de mercado que no requieren garantías o avales.

“La Unión Europea ha decidido dar más impulso a este sistema de financiación. De hecho, destinará unos 100 millones de euros para conceder pequeños créditos a personas en situación de dificultad, como jóvenes y desempleados de larga duración, no en función de criterios económicos, sino sociales”, señala un comunicado.

Así, si la iniciativa es votada este jueves, permitirá dar 45.000 microcréditos de hasta 25.000 euros a propuestas que presenten los parados y de las pymes ya existentes.

Enfocado en los jóvenes, el Instituto de la Juventud, tiene también un sistema de microcréditos para ciudadanos de hasta 35 años. Lo hace en convenio con Microbank, el banco “social” de La Caixa.

Algunos de estos créditos no están solo destinados a jóvenes o desempleados, sino, por ejemplo, a financiar a familias monoparentales. Por ejemplo, Caja Navarra tiene un microcrédito para solventar los gastos de guardería de este tipo de familias.

En cualquier caso, para solicitar un microcrédito debes presentar un plan de empresa o master plan, donde cuentas cómo invertirás ese dinero, para qué, etcétera.

Si quieres conocer un modelo de solicitud para pedir un crédito de este tipo, aquí te mostramos el de Caja Segovia.

Y recuerda, siempre que contrates productos financieros lee bien la letra pequeña, y si tienes dudas consulta a tu abogado de confianza. Evitarás así abusos como por ejemplo, el de la manipulación fraudulenta del IRPH.

Sociedades: ¿qué pueden embargarte por deudas a la Seguridad Social?

Hace poco se conoció la noticia de que la Seguridad Social hizo 2,68 millones de embargos en 2009, un 12,7% más que en 2008. La institución se hizo de bienes inmuebles y cuentas corrientes para cobrar deudas pendientes de empresas, autónomos y particulares.

Para evitar que te embarguen, vamos a analizar las distintas posibilidades que tienes en caso de constituir tu sociedad.

Sociedad Anónima

Este tipo es una sociedad mercantil cuyo capital está dividido en acciones, integradas por las aportaciones de los socios, quienes no responden personalmente por las deudas sociales contraídas. Lo hacen con el capital aportado.

En este tipo de sociedad, se pueden aportar bienes o derechos valorables económicamente. Estas aportaciones se registran en un Registrador Mercantil y se incorporan a la escritura de constitución o, en su caso, ampliación de capital.

Puede haber sociedades anónimas unipersonales. Si este es tu caso y transcurren de unipersonal y transcurren seis meses sin que se haya inscrito en el Registro Mercantil , el socio único responderá personal, ilimitada y solidariamente de las deudas sociales contraídas. Puedes leer aquí la ley que regula  este tipo de sociedad.

Sociedad de Responsabilidad Limitada (SRL o SL)

En este caso es una sociedad mercantil cuyo capital está dividido en participaciones iguales, acumulables e indivisibles, que no pueden incorporarse a títulos negociables ni denominarse acciones.

La responsabilidad de los socios se limita al capital aportado. Por tanto, no pueden embargarte, por ejemplo, un coche que no está a nombre de la SRL. Aquí la ley que determina los aspectos de esta sociedad.

Cooperativas

La cooperativa tiene varios socios que reparten entre sí las ganacias. Depende como se haya constituido, los socios trabajadores de las Cooperativas de Trabajo Asociado pueden inscribirse como autónomos o al régimen general. En cualquier caso, la responsabilidad será limitada a la aportación de cada socio. Puedes informarte más sobre esta constitución en esta ley

Sociedad civil

Es un contrato por el cual dos o más personas se obligan a poner en común dinero o industria para repartir las ganancias.

Si bien la constitución de una SC es más barato que las sociedades mercantiles (no hay que inscribirlas en el Registro Mercantil ni aportar un capital inicial mínimo), la responsabilidad es ilimitada.

Como no conlleva personalidad jurídica, si tu tienes una SC, debes inscribirte como autónomo y aportar a ese régimen. Si tienes deudas, la Seguridad Social irá en tu búsqueda y podrá hacerse de tu patrimonio empresarial y personal.

En los casos como el anterior y para autónomos en cualquier circunstancia, la responsabilidad es ilimitada. No obstante, hay determinados bienes inembargables: el mobiliario de la casa, las ropas del ejecutado y de su familia y en general, aquellos bienes como alimentos, combustible y otros que, para el tribunal, sean necesarios para subsistir.

Tampoco pueden embargarte los libros e instrumentos necesarios para el ejercicio de la profesión, arte u oficio a que se dedique el ejecutado, cuando su valor no guarde proporción con la cuantía de la deuda reclamada.

Ni tampoco el salario, pensión, retribución o equivalente, que no exceda de la cuantía señalada para el salario mínimo interprofesional.

Consejos

Pide aplazamientos. Es decir, pide un plan de pago de las deudas de la Seguridad Social. Puedes aplazar cuotas, recargos sobre cuotas.

Cursos y formación para desempleados

Si eres uno de los más de 3 millones de parados de España y estás buscando trabajo, tenemos algunos recursos para recomendarte.

Además de inscribirte en las bolsas laborales y enviar currículums, puedes tener un emprendimiento propio con otros socios: es el caso de las cooperativas de trabajo. Habíamos hablado algo en este blog.

Por otra parte, si prefieres encontrar un empleo por cuenta ajena, mientras lo buscas puedes formarte o tomar algún curso: de hecho, algunas entidades los ofrecen de manera gratuita. Por ejemplo: la Confederación de Cooperativas de Trabajo Asociado (Coceta) ofrece seminarios, talleres y cursos de informática, diseño web, primeros auxilios, atención al cliente y muchas otras tareas más.

Varias entidades ofrecen formación gratis (Gentileza Xtra K-CC)

Varias entidades ofrecen formación gratis (Gentileza Xtra K-CC)

La Confederación Empresarial Española de la Economía Social (CEPES) también tiene cursos de formación, pero debes afiliarte primero. Los seminarios llevan una preinscripción. Además, allí puedes documentarte sobre la economía social y los tipos de entidades que nuclea, como cooperativas, fundaciones y empresas de inserción laboral.

En la misma línea, la Confederación Española de la Pequeña y Mediana Empresa (CEPYME) tiene cursos de formación gratuitos para desempleados.

Por último, te informamos de que si te decides a emprender y deseas crear tu empresa, en MAP & Asociados te ayudamos con la constitución gratuita de tu sociedad.

Cómo actuar ante una suspensión o reducción de tu jornada laboral

Si tu empleador ha sido golpeado por la crisis, pues quizás haya decidido disminuir las horas de trabajo de sus trabajadores. En una palabra, ha echado mano a la suspensión.

Esta es la situación de muchos trabajadores por cuenta ajena cuya jornada se vuelto part time.

Esta medida, resulta útil a las empresas para evitar despidos improcedentes, ya que es una herramienta legal. Sin embargo, requiere de algunos pasos. Tú, como trabajador, debes considerar que tu contrato de trabajo ha cambiado, ahora trabajas al 50% o estás suspendido, pero tienes algunas cuestiones que chequear.

¿Estás suspendido? Tienes algunos beneficios. (Foto gentileza Noah-CC)

¿Estás suspendido? Tienes algunos beneficios. (Foto gentileza Noah-CC)

El abogado y asesor de MAP & Asociados, Miguel Ángel Pérez Villegas, nos brindó algunos datos importantes.

En primer lugar, la suspensión es legal si la empresa ha solicitado un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) a la autoridad laboral, esto es, el Ministerio de Trabajo.

Esta autoridad aprueba esa suspensión en dos casos: uno, que la empresa haya acordado esa reducción con el sindicato o representación de los trabajadores; dos, si no hay acuerdo de partes, la autoridad puede determinar igual esa suspensión, pero indica expresamente la forma de ejecución y alcance del ERE.

Si has sido suspendido o estás trabajando la mitad del tiempo,  revisa que esta reducción sólo dure lo que resuelva la autoridad laboral. Por ejemplo, si indica que la suspensión de contratos al 50% es por tres meses, la compañía o empleador no puede extender ese plazo.

En tercer lugar, tú tienes derecho a percibir el monto de prestación por desempleo, por ese 50% de tiempo que estás suspendido.

Por último, si dentro de ese período de suspensión la empresa repunta en actividad y requiere que te quedes más tiempo, el empleador deberá comunicar al INEM la circunstancia (y a ti, como volverás a trabajar un poco más de part time, te pagarán menos por el desempleo).

Miguel Ángel Pérez Villegas


Miguel Ángel Pérez es Abogado en ejercicio del Ilustre Colegio de Abogados de Madrid, Graduado Social en ejercicio del Ilustre Colegio de Graduados Sociales de Madrid, y Técnico Superior en Prevención de Riesgos Laborales en la especialidad de Seguridad en el Trabajo.

Como Director del despacho MAP & ASOCIADOS, asesora a empresas, particulares, e instituciones, ya que cuenta con una amplia experiencia en el Derecho Civil, Laboral, Mercantil y Fiscal, a la vez que en todo lo relativo a Tráfico y Responsabilidad Civil, así como en el ámbito societario, financiero y del mercado de valores. Interviene en fusiones, adquisiciones, y financiación de proyectos, aconsejando a la par en planificaciones fiscales. Además media en el asesoramiento y constitución de sociedades deportivas, así como de clubes tanto elementales como básicos de ámbito deportivo.

Miguel Ángel Pérez desde MAP & ASOCIADOS, pone al servicio de sus clientes la experiencia y capacidad de los profesionales que componen su plantilla (Abogados, Graduados Sociales, Economistas, etc.), proporcionando un trato meticuloso tanto en el área dedicada a la Empresa en lo relativo a la consultoría fiscal, laboral, contable, etc. así como en el ámbito jurídico en cualquiera de las Áreas del Derecho, contando con expertos Economistas y Abogados colegiados.
Etiquetas

Articulos por meses